Durante los pasados día 27 al 30 de marzo se ha celebrado la octava edición del Congreso Internacional de la Lengua Española, un evento que convocatoria tras convocatoria va reafirmando las prometedoras expectativas de la industria de la lengua.

Celebrada en esta ocasión en Córdoba (Argentina) bajo el lema “América y el futuro del español. Cultura y educación, tecnología y emprendimiento”, la reunión congregó a más de doscientos cincuenta escritores, académicos, expertos y profesionales llegados de países de los cinco continentes, lo que da idea no sólo de la magnitud de esta lengua sino de su carácter verdaderamente global.

El principal eje directriz del congreso fue el análisis del futuro del español, un idioma que ya ha sobrepasado con amplitud el listón de los quinientos millones de hablantes, en aspectos como la incidencia de las tecnologías digitales, el turismo idiomático, la enseñanza del español y de su literatura y, asimismo, en un conjunto de temas directamente ligados con el sector GILT: desde la traducción al mestizaje lingüístico, pasando por el reto de las industrias culturales.

Desde Linguaserve hemos seguido esta octava edición con particular interés. Consideramos que muchos de los asuntos examinados por los asistentes están estrechamente ligados con nuestra actividad cotidiana y que la adecuada identificación de las tendencias de futuro debe servir para profundizar en nuestra apuesta estratégica por ofrecer una gama integral de soluciones de globalización, internacionalización, localización y traducción cada vez más focalizada en todas estas formidables oportunidades de negocio que se avecinan, siempre sustentadas en los vectores de calidad, innovación tecnológica y cualificación de los recursos humanos.

Si desea recibir anteriores números de nuestro boletín electrónico Contextos, por favor contacte con la siguiente dirección de correo electrónico: contextos@linguaserve.com